¿Roedores o inundaciones? El misterio de las montañas de Mima permanece intacto

¿Roedores o inundaciones? El misterio de las montañas de Mima permanece intacto
¿Roedores o inundaciones? El misterio de las montañas de Mima permanece intacto
-

Tiempo de lectura: 2 minutos – Visto en National Geographic

En el estado de Washington, Estados Unidos, un mito local de los nativos americanos cuenta que la inundación de la llanura de Mima arrastró ballenas y pulpos, que luego se transformaron en colinas. Otro explica que esta inmersión habría dejado una huella de su paso creando montañas en forma de olas en el suelo.

Hoy en día, las causas de esta formación geológica siguen siendo inciertas, explica National Geographic. La llanura de Mima está cubierta por cientos de estos montículos que miden hasta 2 metros de alto y 12 metros de ancho alineados a lo largo de kilómetros. Desde su descubrimiento por parte de exploradores a mediados del siglo XIX, se han publicado una treintena de teorías sobre su origen.

Hay dos pistas principales. Se supone un fenómeno natural, vinculado a los mitos de los nativos americanos. Sabemos que la llanura fue parte de una capa de hielo en un momento de su historia: su derretimiento habría erosionado el suelo, las montañas marcando los lugares donde había vegetación; o, como sostiene un estudio de 2020, donde se habrían depositado sedimentos después de una inundación por el drenaje repentino de un lago glacial río arriba.

roedores subterráneos

La otra pista fue propuesta en 1941. Se supone que estas colinas habrían aparecido como galerías subterráneas construidas por tuzas, roedores muy presentes en Estados Unidos. Esta hipótesis estuvo descartada durante casi setenta años, en particular porque no hay ninguna población de tuzas en este lugar específico; los autores suponen que fueron diezmadas por enfermedades o incendios.

Pero en 2013, dos científicos decidieron analizar la presencia de Pocket Waffles en una superficie plana utilizando un modelo informático. El experimento resultó concluyente: montañas casi idénticas a las de Mima pueden aparecer a lo largo de varios cientos de años. Por tanto, el fenómeno no pudo observarse a escala humana, lo que explica el misterio que lo rodea.

Ninguna de estas dos líneas de investigación es más probable que la otra, sobre todo porque estas montañas existen en otras partes del mundo sin ser idénticas. De modo que una teoría podría ser verdadera en un lugar y falsa en otro, y los científicos suponen que podrían coexistir múltiples explicaciones. Mientras tanto, es una maravilla natural más para admirar.

-

PREV ¡Aquí está la guía completa para los asistentes al festival!
NEXT FOTOS – Kate Middleton y William en Trooping the Colour: sonrisas y confidencias, ¡la pareja más cómplice que nunca!