Por qué tienes que ver este documental sobre el mejor grupo de los años 60.

Por qué tienes que ver este documental sobre el mejor grupo de los años 60.
Por qué tienes que ver este documental sobre el mejor grupo de los años 60.
-
Créditos de las fotos: Disney+

Aún hoy muy poca gente lo reconoce, pero es obvio: sí, los Beach Boys son el grupo más grande de los años 60, mucho mejores que sus competidores ingleses, los Beatles, los Rolling Stones o incluso los Kinks. El genio melódico de Brian Wilson, las armonías vocales y la multitud de éxitos de culto han contribuido a hacer del grupo estadounidense uno de los mitos del pop anglosajón del siglo XX. Sin embargo, todavía hoy mucha gente reduce a estos beach boys al papel de simples cantantes pop que hablan de surf, chicas y coches. Esto es lo que el documental “The Beach Boys”, disponible en Disney+ y editado en torno a los miembros del grupo, intenta invalidar. Si Carl y Dennis Wilson ya no están aquí para contar la historia y Brian Wilson, el genio creativo, se ha distanciado (están presentes a través de archivos), son Mike Love, su primo, y Al Jardine, su amigo, quienes toman la iniciativa. lugar de guardianes del templo.

El reproductor Dailymotion se está cargando…

Sesgos sorprendentes

Con una duración de dos horas (¡demasiado cortas!), “The Beach Boys” relata principalmente los primeros 15 años de carrera del grupo californiano, que ha recopilado numerosos clásicos impresionantes en tan poco tiempo. “Surfin’ USA”, “Fun, Fun, Fun”, “I Get Around”, “California Girls”, “Little Deuce Coupe”, “Surfer Girl”, “Good Vibrations” o “Don’t Worry Baby” resuenan durante las dos horas de película dirigida por Frank Marshall y Thom Zimny ​​y que está llena de sorpresas. Si se pasa un poco rápido sobre los primeros años y el deslumbrante éxito experimentado por los Beach Boys entre 1962 y 1966, el documental destaca especialmente la creciente competencia entre la banda de Brian Wilson y la de Paul McCartney. De hecho, fue mientras los Beach Boys estaban de gira por Australia cuando los Beatles aparecieron en el show de Ed Sullivan en febrero de 1964 y provocaron un verdadero maremoto. Comienza la guerra musical entre estadounidenses e ingleses, cada uno intentando superar al otro con la esperanza de crear el álbum perfecto. Una competición de respeto y admiración mutua entre ambos grupos, que acabó con victoria por KO de los Beach Boys con “Pet Sounds”.

Publicado en 1966, este disco contrasta con la imagen “surf” de la banda e impresiona por su complejidad musical. Revolucionario, el álbum marcado por las obras maestras “Would’t It Be Nice”, “Sloop John B” y “God Only Knows” fue sin embargo un fracaso en su lanzamiento en Estados Unidos. Así, el documental se llena de imágenes de archivo para llevarnos al corazón de la grabación del que hoy es considerado unánimemente como uno de los mayores discos de todos los tiempos. Y recuerda cómo Brian Wilson es uno de los mayores genios musicales del siglo XX, cuyo objetivo era rivalizar con las legendarias producciones de Phil Spector. Por lo tanto, es bastante divertido ver a su histórico sello Capitol que, presa del pánico por la falta de potencial comercial de “Pet Sounds”, decide publicar inmediatamente un best-of para promocionarlo, en detrimento de las nuevas e innovadoras canciones de Brian Wilson.

una familia de oro

Lejos de ser totalmente hagiográfico, el documental evoca los numerosos problemas de salud mental de Brian Wilson, los repetidos fracasos, la maldita colaboración con Charles Manson (la canción “Never Learn Not to Love”, reescritura de un texto del famoso criminal estadounidense), pero también la tensa relación entre los hermanos Wilson y su padre Murry, un directivo tiránico que acabó vendiendo el catálogo del grupo sin su acuerdo por 700.000 dólares, a pesar de que valía ” cientos de millones “. Por otro lado, otros temas como las numerosas disputas familiares o la finalización del álbum de culto “Smile” pasan por alto en silencio. Pero para nuestro mayor placer, el documental también arroja luz sobre los años 70 de los Beach Boys, una década a menudo olvidada, pero atravesada por fascinantes estallidos musicales en los álbumes “Holland” o “Surf’s Up”, fracasos en el momento de su publicación pero desde entonces renovados. evaluado, viendo a la banda probar sonidos más progresivos o psicodélicos.

Si la fascinante carrera de los Beach Boys no puede contarse exhaustivamente en dos cortas horas, es lamentable que el documental de Disney+ termine abruptamente tras el lanzamiento de “Endless Summer”, un best of publicado en 1974 por Capitol Records sin que él lo supiera. el grupo, para surfear el inmenso éxito de la película “American Graffiti”. “ La imagen de la que intentábamos escapar nos salvó. » juzga irónicamente Mike Love ante el enorme éxito sorpresa de esta recopilación, que ayuda a relanzar la carrera del grupo… ¡del cual por lo tanto no seguimos los últimos 45 años de carrera que quedan! El gigantesco concierto ofrecido en 1985 ante 750.000 personas en Washington sólo se retransmite durante los últimos minutos, al igual que el tubo “Kokomo”, un éxito inesperado de 1988, nunca mencionado en ninguna otra parte del documental, mientras que las muertes de Dennis y Carl Wilson en 1983 y 1998 se indican simplemente mediante una tarjeta “In Memoriam”.

Elecciones sorprendentes pero lamentablemente inevitables para plasmar en dos horas la fascinante historia de un grupo que, 60 años después de sus primeros éxitos, sigue fascinando a generaciones de músicos, como lo demuestran las entrevistas con Ryan Tedder y Janelle Monaé. Con aire de puesta en escena americana, el documental finaliza con la conmovedora imagen de los miembros del grupo encontrando a un Brian Wilson físicamente disminuido en la playa de Paradise Cove, donde fue fotografiada la mítica portada de su primer disco “Surfin’ Safari”. Una tierna forma de cerrar el círculo.

-

NEXT Howard Jones se toma un descanso de Musician Mansion durante un año ajetreado de nuevos proyectos