Los datos confirman la eficacia del tratamiento preventivo de Sanofi

Los datos confirman la eficacia del tratamiento preventivo de Sanofi
Los datos confirman la eficacia del tratamiento preventivo de Sanofi
-

El tratamiento preventivo desarrollado por los grupos farmacéuticos Sanofi y AstraZeneca para proteger a los bebés del virus que causa la bronquiolitis ha resultado eficaz, según un estudio que analiza una campaña de inmunización llevada a cabo durante varios meses en España.

“Estos primeros datos reales respaldan la idea de que nirsevimab”, la molécula de Beyfortus, “protege a los bebés contra la hospitalización por infecciones respiratorias relacionadas con el virus respiratorio sincitial (VRS)”, concluye el estudio publicado el jueves en Eurosurveillance, revista publicada por el Centro Europeo. para la Prevención y el Control de Enfermedades (ECDC), una agencia de la Unión Europea.

¿Una decisión temprana?

El VRS es la principal causa de bronquiolitis, un tipo de infección que afecta principalmente a los bebés. Generalmente no es grave, pero puede llevarles al hospital.

Beyfortus es parte de una serie de tratamientos destinados a limitar las infecciones por VRS; otros han sido desarrollados por Pfizer y GSK. Estas últimas son vacunas, mientras que Beyfortus es un anticuerpo monoclonal, pero la idea es en todos los casos actuar aguas arriba. Varios países, entre ellos Estados Unidos y Francia, optaron por lanzar rápidamente campañas de vacunación con Beyfortus, lo que generó algunas críticas por una decisión temprana en relación con los datos disponibles.

Un impacto potencialmente significativo

Pero el estudio publicado en Eurosurveillance y realizado en España, otro país que ha lanzado una campaña con este tratamiento, confirma su eficacia para limitar las hospitalizaciones de bebés con bronquiolitis. Los investigadores estiman que nirsevimab evitó “entre el 70% y el 84%” de las hospitalizaciones por infecciones respiratorias causadas por el VRS.

Estas conclusiones, en línea con los resultados de los ensayos clínicos de Beyfortus, también están en línea con los resultados de un estudio anterior, más pequeño, realizado en Luxemburgo. “Anuncian potencialmente un impacto significativo del programa de inmunización con nirsevimab” contra las epidemias de bronquiolitis, subrayan los investigadores. Estos pueden resultar pesados ​​para los sistemas de salud, como en 2022-2023, cuando decenas de miles de bebés fueron hospitalizados en Francia, un nivel sin precedentes en más de una década.

-

PREV Palabras que se pierden, un cuerpo que se congela: del desgaste a la reconstrucción – 22/02/2024 a las 21.45
NEXT Nuevos indicadores de vigilancia epidemiológica desarrollados para monitorear mejor los intentos de suicidio