Dortmund-PSG: Dembélé, el ex que el Borussia no ha perdonado

Dortmund-PSG: Dembélé, el ex que el Borussia no ha perdonado
Dortmund-PSG: Dembélé, el ex que el Borussia no ha perdonado
-

Después del Barcelona, ​​Ousmane Dembélé se prepara para volver a pisar Dortmund, el miércoles 1 de mayo.

“Dembouz” regresará al Borussia, del que abandonó precipitadamente en 2017 tras apenas una temporada, en el partido de ida de semifinales de la Liga de Campeones.

Desde la afición hasta los directivos, el club todavía le culpa.

Sigue la cobertura completa

Liga de Campeones 2023-2024: el PSG quiere creerlo

“Las historias de amor terminan mal… normalmente”, cantó Rita Mitsouko. Las relaciones entre Ousmane Dembélé y sus ex no escapan a esta regla tácita. Dos semanas después de haber “climatizado” Montjuïc (1-4), donde mostró su más bella sonrisa ante los pitos y abucheos de los aficionados azulgrana, amargados por haberle visto marchar el verano anterior, el campeón del mundo de 2018 tiene la derecho a nuevas reuniones que prometen ser igual de frescas.

Esta vez, “Dembouz” debería sorprenderse con la afición del Borussia Dortmund, a la que se enfrentará con el PSG, este miércoles 1 de mayo, en el Signal Iduna Park, durante el partido de ida de las semifinales de la Liga de Campeones (a las 21 horas). comentarios en vivo en TF1info). La culpa, nuevamente, es una salida apresurada que aún no han digerido, incluso siete años después.

Rebobinando la película comprendemos los motivos de este desencanto. Puede que el chico de Vernon solo haya tenido una temporada, ¡pero de qué temporada estamos hablando! -, en 2016-2017, en el Ruhr, antigua tierra minera, gris y negra, encantó el mítico “Muro Amarillo” del antiguo Westfalenstadion. Engatusado en su momento por Thomas Tuchel, un viejo conocido parisino, apóstol del juego de transición, rápidamente se convirtió en el favorito de los “Negros y Amarillos”.

Se había ganado los corazones de nuestros fans antes de arruinarlo todo innecesariamente.

Hans-Joachim Watzke, director general del Borussia Dortmund

Sus repentinas aceleraciones y regates oscilantes dieron en el blanco de inmediato. Con confianza, jugó mucho (50 partidos, su mayor temporada desde el inicio de su carrera), libre de lesiones que se volverán demasiado recurrentes en Barcelona (784 días de ausencia entre 2017 y 2023). Encadenar partidos le permitió ganar en densidad y eficacia (10 goles y 22 asistencias, el mejor registro de su carrera). “Con él el Dortmund tiene el oro”juzgó el ex defensa del BvB Thomas Helmer, quien sin embargo puso en duda la capacidad del club alemán para “quédatelo”.

Mirando hacia atrás, sonó como una premonición. En el verano de 2017, justo un año después de su llegada de Rennes, el cielo hasta entonces despejado y soleado se oscureció de repente. Contactado por el Barça, obligado a ver a Neymar volar a París por la suma récord de 222 millones de euros, Ousmane Dembélé exigió sorprendentemente su marcha. Dispuesto a todo para forzar su traslado a Cataluña, inició una huelga de formación. Tras una semana de enfrentamiento, que dio lugar al “asunto Dembélé”, el Borussia decidió dejarle marchar a regañadientes, a cambio de 135 millones de euros.

Ousmane Dembélé jugó en el Borussia Dortmund con Pierre-Emerick Aubameyang durante la temporada 2016-2017. – CHRISTOF BOZO / AFP

Un episodio que dejó huella. “Su comportamiento fue absolutamente inaceptable. No aceptar un contrato no está nada bien. Esta actitud fue un desastre”.abordado en las columnas de El equipo Matthias Sammer, ex ejecutivo del Borussia que pasó a ser asesor especial. “Se había ganado el corazón de nuestros fans antes de arruinarlo todo innecesariamente”resumió Hans-Joachim Watzke, director general del BvB, entrevistado al margen del regreso de Ousmane Dembélé a Dortmund por primera vez desde 2017.

En 2019, dos años después de su marcha, una lesión -otra más- le privó del viaje a Alemania con el Barça. En cuanto a esta temporada, cuando el PSG fue a lograr el empate al otro lado del Rin (1-1), “Dembouz” permaneció en París, suspendido por acumulación de tarjetas amarillas.

  • Leer también

    Dortmund-PSG: el “Muro Amarillo”, mucho más que un duodécimo hombre

Una larga espera que hace aún más especial su reencuentro. Además de la acogida, más que hostil, que le dará la afición del Borussia, se analizará la reacción de Ousmane Dembélé. Ante el Barça demostró que no le molesta. “No es algo que me afecte. No voy a cambiar mi juego por los pitos”, explicó en Canal+ tras ser nombrado “hombre del partido” en Montjuïc, donde celebró su gol sin freno antes de que se viralizara un meme en el que se le veía muy sonriente tras el 4-1. Nos preguntamos qué actitud adoptará si marca contra el Borussia.


Yohan ROBLIN

-

PREV Con Histoire d’Or y A veces, son dos estrenos en dos días, rue de la Loge y Comédie en Montpellier
NEXT Trump asegura que podrá liberar a un periodista detenido en Rusia si es elegido