Nutrición. Salud mental: ¿puede la dieta desempeñar un papel?

Nutrición. Salud mental: ¿puede la dieta desempeñar un papel?
Nutrición. Salud mental: ¿puede la dieta desempeñar un papel?
-

Dopamina que favorece la motivación, noradrenalina para la autoestima y serotonina para la serenidad. Estos tres neurotransmisores son de alguna manera garantes de nuestra buena salud mental. Una buena alimentación favorece su producción.

Magnesio

Se trata de un verdadero círculo vicioso: en presencia de estrés, especialmente estrés crónico, el magnesio, bajo el efecto del cortisol, tiende a eliminarse a través de la orina.

El problema también es que la falta de magnesio puede provocar trastornos psicológicos: estrés, nerviosismo, ansiedad o incluso depresión, con un potencial impacto también en la calidad del sueño.

¡Por eso es importante abastecerse de magnesio! Lo encontrarás en buenas cantidades en frutas (plátanos, etc.), frutas frescas y secas (albaricoques, uvas, higos, etc.), semillas oleaginosas (almendras, nueces, avellanas, etc.) e incluso chocolate negro.

vitaminas del grupo B

Las vitaminas B1, B6, B9 y B12 participan en la síntesis de neurotransmisores: las famosas dopamina, noradrenalina y serotonina. Así que en el menú: verduras de hoja verde (acelgas, espinacas, etc.), legumbres secas (lentejas, garbanzos, etc.), marisco, hígado y germen de trigo, que puedes añadir a tus ensaladas.

El hierro

Es necesario para el transporte y utilización del oxígeno por la sangre hacia las células. Por lo tanto, constituye un valioso proveedor de energía para nuestro cuerpo y, por tanto, un aliado contra la fatiga, incluida la fatiga mental.

Este oligoelemento se encuentra, por supuesto, en las carnes, especialmente en las rojas, pero también en los huevos, los productos lácteos, las lentejas y las verduras secas.

Selenio

Este nutriente se caracteriza por sus propiedades antioxidantes. Por tanto, tiende a proteger nuestras células contra los ataques y las tensiones que sufre nuestro organismo cada día (contaminación, alimentación desequilibrada, exposición al sol, etc.).

Como tal, ayuda a luchar contra el envejecimiento de nuestras células, incluidas las del cerebro. Así que recurra al océano y concéntrese en los peces, mariscos y crustáceos.

En particular sepia, pulpo, anchoa, arenque, sardinas, caballa, atún, salmón y ostras.

Fuentes: Anses. Referencias nutricionales de vitaminas y minerales. Abril 2021 – Ecos de la micronutrición n°50. IEDM 6 Los secretos de la micronutrición. Dr. Bertrand Guérineau. Albin Michel Editor.

-

PREV Cólera en Mayotte: un flagelo en aumento | TV5MONDE
NEXT ¿Cómo saber si eres adicto al azúcar?