CFL: Isaac Adeyemi-Berglund, de los Alouettes, quedó marcado por su paso por Quebec y por Sidy Sow

CFL: Isaac Adeyemi-Berglund, de los Alouettes, quedó marcado por su paso por Quebec y por Sidy Sow
CFL: Isaac Adeyemi-Berglund, de los Alouettes, quedó marcado por su paso por Quebec y por Sidy Sow
-

ST-JÉRÔME – Su estancia en suelo quebequense se remonta a 2015, pero Isaac Adeyemi-Berglund ha conservado parte del francés que aprendió mientras jugaba con Sidy Sow, quien ahora juega en la NFL.

Originario de Dartmouth, Nueva Escocia, el ala defensiva se prepara para vivir su primera temporada con el uniforme de los Montreal Alouettes después de tres campañas con los Calgary Stampeders.

Adeyemi-Berglund está encantado de sumergirse en este nuevo contexto y de orientarse en la lengua francesa, que le trae gratos recuerdos.

Además, uno de sus favoritos es Sow, un compañero que dejó su huella. Creíamos que estos dos atletas habían jugado juntos en Lennoxville, por lo que pensamos que era una buena idea investigar a Adeyemi-Berglund sobre este tema.

Inmediatamente, sus ojos se iluminaron y quiso compartir esta sabrosa anécdota que demuestra que Sow fascinaba a los observadores.

“Cuando dejé Champlain, era su segundo año. Solía ​​enviar el resumen de mis momentos más destacados a varios entrenadores ya sea por correo electrónico o a través de las redes sociales. Pero había una pregunta que siempre surgía: ‘Bien hecho, son imágenes geniales, pero ¿quién es tu compañero de equipo que lleva el número 92?’ “, recordó Adeyemi-Berglund con una sonrisa.

“En ese momento, Sidy jugaba en la línea defensiva y ya era muy grande. No me sorprende para nada (que haya llegado a la NFL), realmente se lo merece”, explicó quien aún se comunica con Sow quien demostró muy buenas cosas con los New England Patriots en 2023.

El deportista de 27 años demuestra una gran humildad al hablar de Sow, pero tampoco es malo en el fútbol. Como prueba, completó la temporada 2022 con ocho capturas de quarterback.

Si el escenario previsto se concreta, será el otro ala defensiva titular junto a Shawn Lemon.

“Me uniré a una defensa del campeonato. Quiero contribuir a mi manera mostrando mi juego violento y mi energía en cada intento. El equipo ya cuenta con varios líderes y las piezas necesarias para ganar. Estoy sumando mi arsenal a todo esto. Sólo quiero ganar partidos, esa es mi única motivación”, explicó el jugador de seis pies dos pulgadas y 248 libras.

Cuando la CFL suspendió indefinidamente a Lemon, la incorporación de Adeyemi-Berglund pareció aún más sensata. No está claro qué sanción se impondrá finalmente a Lemon, quien está apelando la decisión, pero no se espera que se pierda más de la mitad de la temporada según los detalles que han surgido sobre su historial de juego deportivo.

Así que Adeyemi-Berglund se centra en lo positivo a medida que la línea defensiva de los Alouettes se vuelve más amenazante.

“En el medio, Mustafa (Johnson) es una bestia, están Dylan Wynn también y (Derek) Wiggan. En cuanto a Shawn, irá al baile, lo sabemos. Por eso quiero ayudar al equipo a ganar uniéndome a ellos. »

Sin duda, el número 91 de los Alouette fue todo sonrisas al hablar de su llegada al nido. Parecía muy carismático y mucho menos intimidante de lo que puede ser en el campo con el negro que aplica debajo de los ojos.

Incluso se tomó el tiempo para elogiar el apoyo que recibió de los Alouette.

Isaac Adeyemi-Berglund y Joe Burrow“Los entrenadores aquí, ¡uf, es de alto nivel! Fue exponencial día tras día. Estos son los pequeños detalles inculcados, herramientas que no conocía y que ahora noto. Fue realmente de gran ayuda y los entrenamientos son emocionantes. Siento que he progresado y ha sido genial desde que llegué”, resumió.

Esta es una declaración interesante para un jugador que dejó Canadá para jugar en la Southern Louisiana University, a 3.500 kilómetros de su casa en Nueva Escocia. Durante su tiempo con los Lions, Adeyemi-Berglund incluso se permitió un juego de tres capturas a expensas nada menos que de Joe Burrow.

Al enterarse de que iba a hacer una entrevista con periodistas francófonos, Adeyemi-Berglund se apresuró a practicar su francés con sus compañeros.

Tranquilamente aprendió expresiones quebequenses y lo imaginamos integrándose con facilidad en su nuevo entorno.

-

PREV “¡Te lo digo, maldita sea!” Cuando Albert desvela el “Phil” de su vida…
NEXT Lamine Camara, 20 años, ya en las grandes ligas