Nueva Caledonia: signos de una lenta vuelta a la normalidad

Nueva Caledonia: signos de una lenta vuelta a la normalidad
Nueva Caledonia: signos de una lenta vuelta a la normalidad
-

La calma relativa y el estado de emergencia levantados este martes por la mañana

Publicado hoy a las 5:12 am.

En este punto encontrarás contenido externo adicional. Si acepta que los proveedores externos coloquen cookies y que, por lo tanto, se les transmitan datos personales, debe permitir todas las cookies y mostrar contenido externo directamente.

Permitir cookiesMas información

Levantado el estado de emergencia, mantenido el toque de queda y confirmando una calma relativa noche tras noche: Nueva Caledonia prosiguió el martes su frágil vuelta a la normalidad tras una crisis aguda, marcada por siete muertes, cortes de carreteras y daños.

En total, se desplegarán hasta 3.500 agentes del orden en este archipiélago francés del Pacífico Sur, inmerso en un proceso de emancipación desde 1998. Un proyecto de ley constitucional ha provocado disturbios y por el momento no hay salida a la crisis política, debido a la falta de acuerdo entre leales y separatistas.

En el popular barrio de Montravel, en Numea, poblado principalmente por comunidades canacas y oceánicas y que encabezó la revuelta, no se levantaron controles de carretera el martes. El humo sigue saliendo de los hangares que arden desde hace días, bajo la mirada de la policía móvil apostada un poco más lejos.

“Se está calmando”

En Dumbéa-sur-Mer, en las afueras de Numea, un control de carretera se ha reducido a un simple badén y los activistas que los rodean parecen relajados. Uno sostiene un hacha en la mano, pero no se palpa ninguna tensión. Siguen levantadas barricadas en otros lugares, pero la gente que las maneja también parece sentir el regreso a la normalidad, aunque sea frágil. “La noche estuvo tranquila, sí. Se está calmando”, admitió uno de ellos a la AFP.

Parados desde el 14 de mayo, los taxis de Numea vuelven a funcionar, anunció el martes la asociación de radiotaxis, un día después de la reanudación del tráfico rodado en la zona, que provocó largos atascos.

Sin embargo, la red de autobuses que une Numea y la Gran Numea sigue paralizada. La Unión Mixta de Transportes Urbanos indicó el lunes que esperaba una reanudación “lo antes posible, pero todavía hay demasiadas carreteras intransitables”. Otro servicio público todavía afectado por las represas es la recogida de residuos domésticos.

Aeropuerto cerrado hasta el 2 de junio

Pero también en este caso, señal de una tímida vuelta a la normalidad, el ayuntamiento de Numea organizó el lunes su primera gira de recogida desde el estallido de la crisis, pero para “sólo tres barrios”, según el municipio. También en Dumbéa, un camión volquete pudo circular por primera vez el lunes, con las mismas limitaciones.

El lunes, el Alto Comisionado de la República (representante del Estado), que informó de 460 detenciones, afirmó que la policía había recuperado el control “en los distritos de Médipôle (donde está ubicado el hospital, ndr.), y Boulari en la comuna de Mont-Dore”, al noroeste de Numea.

El aeropuerto internacional de Numea – La Tontouta -, cerrado a vuelos comerciales desde el 14 de mayo, permanecerá cerrado al menos hasta el 2 de junio. Las escuelas no reabrirán antes de mediados de junio. Los franceses y los turistas extranjeros atrapados en el archipiélago deben seguir siendo evacuados. Desde el inicio de la crisis, 1.200 personas han sido evacuadas en avión y 270 residentes de Nueva Caledonia han podido regresar, según el Alto Comisionado.

270.000 habitantes en el archipiélago

El estado de emergencia, instaurado el 15 de mayo, fue levantado el martes a las 05:00 horas (20:00 horas del lunes en París). El levantamiento de estas medidas excepcionales debe “permitir reuniones de los diferentes componentes del FLNKS (principal movimiento independentista, nota del editor) y desplazamientos a los controles de carreteras de funcionarios electos o capaces de exigir su levantamiento”, precisó la presidencia en la noche del domingo a Lunes.

El sábado, el FLNKS afirmó que “hoy, el principal objetivo del movimiento independentista es aliviar las tensiones y encontrar soluciones duraderas para nuestro país”. El toque de queda sigue en vigor y la venta de alcohol sigue prohibida, al igual que el transporte y la portación de armas, estimadas en unas 100.000 en el archipiélago de unos 270.000 habitantes.

El detonante de los disturbios fue la votación en París a favor de una reforma constitucional que prevé ampliar el electorado local a unas 25.000 personas establecidas desde hace al menos diez años en Nueva Caledonia. Les indépendantistes réclament le retrait de la réforme, qui a provoqué les pires violences en 40 ans et réveillé le spectre des «Événements» qui, de 1984 à 1988, avaient fait près de 80 morts et craindre la plongée de la Nouvelle-Calédonie dans la Guerra civil.

“Prohibido el paso forzado”

El jueves, el presidente Emmanuel Macron, de viaje al archipiélago, anunció que no habría “ningún paso por la fuerza” pero “no habrá vuelta atrás”. Supeditó el fin del estado de emergencia al levantamiento de los controles de carreteras, lo que todavía no ocurre en todas partes.

De viaje a Berlín el domingo, el Jefe de Estado tuvo que matizar sus declaraciones al diario Le Parisien publicadas la víspera sobre la posibilidad de organizar un referéndum nacional sobre la descongelación del electorado, que provocaron nuevas tensiones en la isla. Esta posibilidad surge de una simple “lectura de la Constitución” y “no es una intención”, aseguró.

Emmanuel Macron quiere dar prioridad a un “acuerdo global”, que incluya en particular el futuro del sector del níquel, esencial para la economía del archipiélago. Dio a los separatistas y leales hasta finales de junio para delinear el inicio de un acuerdo.

Boletin informativo

“Últimas noticias”

¿Quieres estar al tanto de las noticias? “24 Heures” te ofrece dos citas al día, directamente en tu casilla de correo electrónico. Para que no te pierdas nada de lo que sucede en tu cantón, en Suiza o en el mundo.Conectarse

AFP

¿Encontró un error? Por favor infórmenos.

0 comentarios

-

NEXT MORÍN, Roberto | El diario de Montreal