Vida laboral | Demande a su empleador por no regresar a la oficina

-

Dos años después de la pandemia, los trabajadores están demandando a jefes inflexibles por no regresar a la oficina.


Publicado a las 1:25 a.m.

Actualizado a las 16:00 horas.

Zacchery Belval, un diseñador de Connecticut con un corazón débil y una ansiedad severa, fue despedido por negarse a regresar en persona. Varios médicos habían firmado avisos ordenándole trabajar desde casa, pero su empleador los rechazó, alegando que las tareas debían realizarse en persona. Ahora está demandando a la empresa en un tribunal federal.

“Dijeron: ‘O regresas o te quedas fuera'”, dice Belval. “Era una pelea a gritos todos los días, en la que yo decía: “Oye, es mi salud”, y la gerencia respondía: “No nos importa”. »

Los empleadores estadounidenses están endureciendo su postura sobre el trabajo presencial, lo que ha provocado un aumento de las quejas de los empleados ante los tribunales y la Junta Nacional de Relaciones Laborales (NLRB).

Según los trabajadores, la obligación de trabajar en la oficina puede ser injusta, discriminatoria para los discapacitados e incluso una medida antisindical. Los empleadores que han puesto fin al trabajo híbrido sostienen que el trabajo cara a cara mejora la cultura corporativa, la colaboración y la productividad. Según algunos abogados, estas demandas podrían sentar un precedente y obligar a los empleadores a reevaluar sus políticas.

A pesar del deseo de las empresas, la proporción de empleados que regresan a trabajar en Estados Unidos no ha aumentado. En marzo, casi el 23% de la fuerza laboral trabajaba virtualmente a tiempo completo o parcial, frente al 19,5% del año anterior, según la Oficina de Estadísticas Laborales de Estados Unidos.

“La cuestión del regreso a la oficina está lejos de estar resuelta”, dice Dan Kaplan, socio de Korn Ferry, una firma de consultoría organizacional. Algunas empresas luchan por configurar políticas que tengan en cuenta la carga que supone para los padres, los cuidadores, las personas inmunodeprimidas y otros empleados que pueden verse perjudicados por el trabajo presencial. Los empleados han expresado su descontento a través de diversos medios y parecen haber decidido que los tribunales son “su último recurso”, dice Kaplan.

Cada vez más acciones legales

El despido de Belval en agosto de 2023 fue la culminación de un conflicto que duró años. Reclama su salario, los honorarios de su abogado y una indemnización por el daño moral sufrido. Su empleador, el fabricante de submarinos Electric Boat, una subsidiaria de General Dynamics, declinó hacer comentarios.

type="image/webp"> type="image/jpeg">>>

FOTO TOMADA DEL SITIO DE BARCO ELÉCTRICO/DYNAMICS GENERAL

Zacchery Belval ha demandado a su antiguo empleador, el fabricante de submarinos nucleares Electric Boat.

Según el abogado de Belval, Peter Goselin, cada vez hay más demandas presentadas por trabajadores que insisten en teletrabajar. El juicio del Sr. Belval debe determinar si el trabajo presencial es esencial para su trabajo o si el teletrabajo es una adaptación “razonable”, dijo.

Dos tribunales federales ya han dictaminado en apelación que el teletrabajo puede considerarse razonable, dice Mmi Goselín. Uno falló a favor de Dionne Montague, una empleada de relaciones públicas que padecía una enfermedad nerviosa, quien pidió al Servicio Postal de Estados Unidos que teletrabajara algunas mañanas y viniera a la oficina por la tarde. El otro tribunal falló a favor de Joseph Mobley, un empleado de servicio al cliente con esclerosis múltiple, quien pidió al St. Luke’s Health System que trabajara desde casa después de que su condición empeorara.

“El teletrabajo es fundamental para personas discapacitadas o enfermas”, subraya Mmi Goselín.

Poder colectivo

No todas las quejas se relacionan con la salud. Los trabajadores del sector han presentado denuncias por diversas prácticas laborales injustas. New York TimesGoogle, Cognizant, X, Grindr y El Correo de Washington. Los alegatos fueron diversos: represalias para contrarrestar la sindicalización; despido ilegal por criticar públicamente la orden de retorno al cargo; negativa a negociar la cuestión del regreso cara a cara.

type="image/webp"> type="image/jpeg">>>

FOTO HAIYUN JIANG, ARCHIVOS DEL NEW YORK TIMES

Las relaciones laborales se deterioraron El Correo de Washingtondonde los empleados se declararon en huelga en diciembre de 2023.

Los dos diarios y X no quisieron hacer comentarios al respecto.

El año pasado, la aplicación de citas Grindr perdió el 45% de sus empleados después de exigirles que se mudaran a Chicago (con dos semanas de antelación) y trabajaran en la oficina dos días a la semana. Luego, los trabajadores presentaron una denuncia ante la Junta Nacional de Relaciones Laborales.

Drew Brunning, un ex ingeniero de Grindr que vive en Middleton, Wisconsin, dijo que no podría haber mudado a su familia e inscrito a su hija en una escuela de Chicago dentro del plazo requerido de dos semanas. Recuerda haber pensado: “Nos están echando porque intentamos sindicalizarnos”.

“Es la opción nuclear, el tipo de acción ilegal que ninguna empresa intentaría, pero lo hicieron de la misma manera”, dijo Brunning.

Grindr dice que ordenó el regreso a la oficina para mejorar la colaboración y la productividad, y agrega que la decisión precedió a la votación de certificación sindical.

“Fue sólo después de que se anunció el regreso en persona que los empleados comenzaron a firmar tarjetas sindicales”, dijo la portavoz Sarah Bauer, y agregó que Grindr respeta el derecho de los empleados a sindicalizarse.

Los empleados de YouTube Music dicen que experimentaron lo mismo y presentaron una queja ante la NLRB.

type="image/webp"> type="image/jpeg">>>

FOTO TOMADA DEL SITIO DEL SINDICATO AFL-CIO

Los trabajadores de Cognizant –un subcontratista de Google– se declararon en huelga antes de ser despedidos. Luego, los empleadores pidieron a algunos trabajadores que capacitaran a subcontratistas en el extranjero, quienes harían su trabajo, dice un ex empleado.

Sus empleadores, Google y Cognizant, anunciaron el regreso gradual al trabajo presencial (dos días a la semana, luego cinco días a la semana) en la oficina en diciembre de 2022, dos meses después de una solicitud de acreditación sindical. Los empresarios también han eliminado el derecho a disfrutar de vacaciones sin goce de sueldo, afirma la empleada Katie-Marie Marschner. Ambas medidas la obligaron a ella y a otros colegas a renunciar a otros trabajos necesarios para llegar a fin de mes.

“La gente piensa que los trabajadores del sector tecnológico están malcriados”, dijo M.a mí Marschner, según el cual Google paga a sus empleados diez veces más que a sus subcontratistas como Cognizant. “No podemos vivir con este salario e imponer el desplazamiento al trabajo nos hundiría aún más en la pobreza. »

Los trabajadores se declararon en huelga antes de ser despedidos. Luego, los empleadores pidieron a algunos trabajadores que capacitaran a subcontratistas en el extranjero, quienes harían su trabajo, dijo la Sra.a mí Marschner.

Según Cognizant y Google, que cuestiona la designación de empleador conjunto, los despidos se produjeron después de la finalización normal de un contrato comercial.

No ganado por adelantado

Según la abogada de relaciones laborales de Obermayer, Melissa Atkins, sus clientes, que son empleadores, no ven las demandas como un factor importante en el desarrollo de su política de regreso a la oficina.

“Cambiar este tipo de política es un derecho de administración”, afirmó M.mi Atkins. “No veo realmente ningún fundamento jurídico para cuestionar estas políticas”, afirma, a menos que exista un convenio colectivo que prevea el teletrabajo o un contrato individual que garantice el trabajo flexible.

Según mmi Atkins, los empleados que impugnan el trabajo presencial obligatorio ante los tribunales tienen un largo camino por recorrer.

A pesar de esto, m.a mí Marschner, el ex empleado de YouTube Music que ahora quiere convertirse en organizador sindical, dice que vale la pena el esfuerzo.

“Al final del día, es un equilibrio de poder”, dijo. Sin embargo, hay que sindicalizarse para adquirir poder colectivo. Es la única manera de salir de este lío. »

Lea este artículo en su versión original (en inglés; se requiere suscripción).

-

PREV Susanne Wille es la nueva directora general de la SSR
NEXT USAID y OCP forjan asociación para revolucionar la agricultura