¿Podría el avance de la extrema derecha en el Parlamento Europeo socavar el apoyo a Kiev?

¿Podría el avance de la extrema derecha en el Parlamento Europeo socavar el apoyo a Kiev?
¿Podría el avance de la extrema derecha en el Parlamento Europeo socavar el apoyo a Kiev?
-

Las elecciones europeas confirmaron el avance de varios partidos de extrema derecha, especialmente en Francia y Austria. Si no se cuestiona la política de ayuda a Ucrania, su adhesión podría retrasarse.

Un avance relativo, pero notable. Las elecciones europeas del domingo 9 de junio estuvieron marcadas por La progresión de varios partidos de extrema derecha. en varios países miembros de la UE y por tanto en el hemiciclo de Bruselas y Estrasburgo. En Francia, la lista de la Agrupación Nacional, encabezada por Jordan Bardella, llegó muy por delante de la votación con 31,37% de los votos y obtuvo 30 escaños en el Parlamento Europeo, según los resultados finales. El grupo Identidad y Democracia (ID), en el que hasta ahora participan los eurodiputados de RN, tiene un total de 58 cargos electos.

Los Conservadores y Reformistas Europeos (CRE) obtuvieron 73 votos, incluidos funcionarios electos del partido de extrema derecha Fratelli d’Italia de Giorgia Meloni. El grupo CRE se convierte así en la cuarta fuerza política en el Parlamento Europeo, por detrás del Partido Popular Europeo (PPE), los Socialistas y Demócratas (S&D) y los centristas de Renew Europe. Casi el 20% de los escaños del Parlamento Europeo Por tanto, están ocupados por representantes electos de la derecha radical o de la extrema derecha, por no hablar de algunos eurodiputados afiliados a alguno de estos grupos.

¿Este ascenso de poder pondrá en duda el apoyo europeo a Ucrania, atacada durante más de dos años por la vecina Rusia? Moscú sigue “con atención” esta evolución del equilibrio de poder en Europa. “Podemos ver la dinámica de los partidos de derecha ganando popularidad”señaló el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, mientras ahora surge la cuestión del apoyo de la UE a Kiev.

El Partij voor de Vrijheid (PVV) de Geert Wilders, grupo de extrema derecha que quedó primero en las elecciones legislativas en Holanda, ya ha criticado el envío de ayuda militar a Ucrania, como señala el grupo de expertos del Fondo Marshall Alemán de los Estados Unidos (GMF). Al otro lado del Rin, el partido Alternativa para Alemania (AfD), segundo con el 15,9% de los votos, denuncia también las sanciones impuestas contra Rusia. Incluso se sospecha que su jefe de la lista europea, Maximilian Krah, está próximo a Moscú y Pekín. Desde entonces ha sido excluido de la delegación de eurodiputados del partido. En Francia, Jordan Bardella pidió recientemente “apoyar a Ucrania” sino “evitar cualquier riesgo de escalada con Rusia”.

Sin embargo, la influencia de estos eurodiputados sobre este tema podría ser limitada. “En general, el Parlamento tiene poco control sobre la ayuda a Ucrania”subraya Sébastien Maillard, especialista en cuestiones europeas y ex director del Instituto Jacques-Delors. Dentro de la UE, las decisiones de política exterior son principalmente una cuestión de del ámbito de los líderes de los Veintisiete, en el seno del Consejo Europeo. Aunque no define las directrices, el Parlamento Europeo puede influir a través de sus poderes presupuestarios.

Como nos recuerda el sitio Vie-publique.fr, la institución representa “autoridad presupuestaria” con el Consejo de la UE: los eurodiputados votan el proyecto de presupuesto anual y deben aprobar el marco financiero plurianual (MFP) o presupuesto a largo plazo de la UE. El Parlamento también tiene competencia en asuntos industriales., recuerda Gesine Weber, investigadora del GMF. Si el hemiciclo decide, por ejemplo, no reforzar la industria de defensa europea, “Esto corre el riesgo de amenazar el apoyo a Ucrania”.

En opinión del Fondo Marshall Alemán de Estados Unidos, un Parlamento Europeo más derechista también podría poner en duda “ambiciosos proyectos de reconstrucción sostenible”, respetuoso con el medio ambiente, en Ucrania. Sobre este tema, la extrema derecha ya ha torpedeó las medidas a favor del clima para conseguir votos.

El presupuesto a largo plazo de la UE se extiende hasta 2027. Recientemente fue revisado y “reforzado”, “para financiar prioridades como el apoyo a Ucrania, la migración y la acción exterior”, Toma nota del Consejo Europeo y del Consejo de la UE.. Para el próximo presupuesto, dentro de tres años, “No sabemos dónde se desarrollará la guerra, pero con la nueva composición del Parlamento no me preocupa mucho la línea general de apoyo a Ucrania”, cree Gesine Weber.

“El Parlamento Europeo se está moviendo un poco hacia la derecha, pero la extrema derecha no está logrando los avances significativos que se habían anticipado. Para Ucrania, esta es una muy buena noticia”.

Gesine Weber, investigadora

en franciainfo

Los funcionarios electos de extrema derecha, aunque sean más numerosos, también siguen divididos sobre su relación con Rusia. El grupo Identidad y Democracia y los eurodiputados no registrados del Fidesz, el partido del primer ministro húngaro Viktor Orban, siguen una línea bastante prorrusa. Dentro del grupo CRE, los cargos electos italianos y polacos, por el contrario, muestran un claro apoyo a Ucrania. Viktor Orban y Marine Le Pen piden un acercamiento, pero aún no se ha decidido nada. “El grupo CRE tiene una línea transatlántica, muy pro Ucrania. Son dos directrices, no necesariamente negociables”., señala Gesine Weber. La posible incorporación de cargos electos del Fidesz al grupo no debería, en su opinión, poner en duda este enfoque.

La recomposición (o no) de estos grupos –con la cuestión central de la elección del RN y sus 30 cargos electos– tomará forma en las próximas semanas. Para el investigador, “Incluso si hay un grupo abiertamente prorruso, esto no cambiará el consenso general existente en el Parlamento.” A “cordón sanitario” todavía impide que la extrema derecha alcance puestos de responsabilidad y la institución “Siempre ha sido muy partidario de apoyar a Ucrania, con una postura muy firme hacia Rusia”. Incluso Dmitri Peskov lo reconoce: en el Parlamento Europeo, “La mayoría será proeuropea y proucraniana”.

Pero más allá del Parlamento, “Las elecciones europeas han generado un clima político que puede ser desfavorable para la ayuda a Ucrania”, cree Sébastien Maillard. En el Consejo Europeo, Viktor Orban ha estado hasta ahora aislado en sus intentos de bloquear. A principios de febrero, los líderes europeos lograron encontrar un acuerdo sobre ayudas de 50 mil millones de euros, encontrando una salida al veto húngaro. Ante el avance de la extrema derecha, el Primer Ministro húngaro “Podríamos encontrar otros aliados o gobiernos más atentos a los mensajes que envían las urnas”.

“Esto puede hacer que los países sean mucho más vacilantes”.

Sébastien Maillard, especialista en cuestiones europeas

en franciainfo

Sébastien Maillard toma el ejemplo de Austria, donde se esperan elecciones legislativas a finales de septiembre. Prorruso, el Freiheitliche Partei Österreichs (FPÖ) compartir favorito. Con una nueva victoria, “La unanimidad para imponer nuevas sanciones contra Rusia sería más difícil de lograr”.

En Francia, el apoyo a Kiev también está en duda, dada la crisis política que atraviesa el país. Emmanuel Macron seguirá representando a Francia en el Consejo Europeo y, “Jurídicamente, los ministros aceptan la luz verde del Consejo Europeo y ratifican los acuerdos políticos alcanzados entre las instituciones europeas, sin ponerlos en duda”, señala Sébastien Maillard. Pero en el caso de un gobierno mayoritario y de extrema derecha, los ministros de la Agrupación Nacional podrían verse tentados a contradecir la posición del Elíseo.

Finalmente, surge la pregunta de una posible membresía de la unión europea. El mes pasado, varios Estados miembros pidieron la apertura de negociaciones para Ucrania y Moldavia antes del inicio de la presidencia húngara del Consejo de la UE, a partir del 1 de julio. En una Europa donde la extrema derecha está progresando, “corremos el riesgo de ver un cambio en el calendario”anticipa Nathalie Brack, profesora de ciencias políticas en la Universidad Libre de Bruselas (ULB). “Dada la necesidad de reformar la UE antes de la ampliación, se teme que se avance demasiado rápido y que esto le haga el juego a la derecha radical”.

“No habrá un cambio de sentido ni un abandono de la ampliación, pero podría ser menos central en la agenda de los próximos años”.

Nathalie Brack, profesora de ciencias políticas

en franciainfo

Para este especialista en euroescepticismo, los debates sobre la ampliación y las reformas de las instituciones europeas suelen dar “Una voz para los euroescépticos. Esto les da una plataforma para movilizarse sobre este tema”., señala. Y sobre estas preguntas, “Logran tener mensajes claros, sin matices”. Pero que dio en el blanco con una parte del electorado.

-

PREV ¿Por qué hace más calor en Garavan que en el resto de la ciudad de Menton? Te explicamos
NEXT Asunto Jegou-Auradou. Los dos jugadores del XV de Francia acusados ​​de violación agravada