En el Canal de la Mancha, el “plan Ruanda” del Reino Unido tiene pocas posibilidades de disuadir a los inmigrantes

En el Canal de la Mancha, el “plan Ruanda” del Reino Unido tiene pocas posibilidades de disuadir a los inmigrantes
En el Canal de la Mancha, el “plan Ruanda” del Reino Unido tiene pocas posibilidades de disuadir a los inmigrantes
-

Por Editorial La Prensa de la Mancha
Publicado en

6 y 24 de mayo a las 7:06

ver mis noticias
Seguir La Prensa de la Mancha

La recepción diurna de la asociación Itinérance, con sede en Cherburgo, está llena de vida mientras los inmigrantes van y vienen.

Esa tarde, en el lobby, computadora en mano, una voluntaria levanta el brazo para llamar su atención: “¡Los que quieran pedir cita para declarar sus impuestos, por aquí!” »

Mamadou, que está terminando sus estudios de fontanería, se adelanta. En Cherburgo (La Mancha) desde hace varios años, el guineano quiere quedarse aquí y ser independiente. EL proyecto de ley votado la noche del lunes 22 al martes 23 de abril de 2024 por el Parlamento británico No le concierne, pero es consciente de ello.

Esperando el sello real
Una ley calificada de histórica por el primer ministro Rishi Sunak. Tras meses de batalla, el Parlamento británico aprobó, el 23 de abril, este texto que permite la expulsión de los solicitantes de asilo que hayan entrado ilegalmente en el Reino Unido, que ahora deberán obtener el sello real -una formalidad- antes de entrar en vigor.
El día después de esta votación, según la AFP, el gobierno conservador espera iniciar los desalojos “en un plazo de 10 a 12 semanas”.
El proyecto tiene como objetivo deportar a los inmigrantes llegados ilegalmente, vengan de donde vengan, a Ruanda, donde se examinará su solicitud de asilo. Sea cual sea el resultado, no podrán regresar al Reino Unido, que cuenta con el efecto disuasorio de una medida sin equivalente en Europa.
Respaldado por un nuevo tratado entre Londres y Kigali, firmado inicialmente en abril de 2022 bajo el gobierno de Boris Johnson, el texto adoptado pretende responder a las conclusiones del Tribunal Supremo, que consideró ilegal el proyecto inicial el pasado mes de noviembre.
Varios recursos presentados
Respaldada por un nuevo tratado entre los dos países, que firmaron el pasado diciembre, la nueva ley también propone no aplicar ciertos artículos de la ley británica sobre derechos humanos a las expulsiones, con el fin de limitar los recursos legales. Define a Ruanda como un país seguro y establece que el gobierno podrá anular posibles mandatos del Tribunal Europeo de Derechos Humanos para evitar expulsiones.
Los opositores consideran que el proyecto es contrario al derecho internacional y lo acusan de imposible de implementar, inmoral, complicado y costoso. Se han presentado varios recursos ante los tribunales.

EL solicitantes de asilo que entraron ilegalmente al Reino Unido pronto serán deportados a Ruandacualquiera que sea su nacionalidad.

“Detrás de todo esto hay un acuerdo financiero entre ingleses y ruandeses”, cree. Este es un dispositivo muy caro. Pero sabemos cómo sucede África, los ruandeses se comerán este dinero. Y verás que las personas que van a ser obligadas a ir allí se suicidarán. Recordarás que dije eso”.

“Unas cuarenta nacionalidades”

Desde su creación en 2006, Itinérance se ha cruzado con “unas cuarenta nacionalidades” en la ciudad portuaria. Aquí se encuentran niños, mujeres y hombres. buscando una vida mejor.

Tantas mujeres como hombres. Son partes iguales. A menudo olvidamos que los inmigrantes son, ante todo, inmigrantes. Son menos visibles en los espacios públicos pero definitivamente están ahí.

Martine Cote-Colisson, miembro de la comisión de comunicación de Itinérance

En Cherburgo, los voluntarios ayudan principalmente a personas de las fronteras de Europa (Armenia, Georgia, Azerbaiyán, etc.), del África subsahariana y de Afganistán.

Vídeos: actualmente en -
La amenaza de ser deportados a Ruanda después de llegar al Reino Unido no disuade a los afganos que intentan cruzar el Mar del Canal, como aquí en Cherburgo (Canal). ©Archivos La Presse de la Manche

Estos últimos, representados por unas decenas de jóvenes que acampan en los bosques que dominan el barrio de Maupas, tienen como objetivo el Reino Unido. “Sólo están para pasar”, confirma el voluntario. Este es su contrato inicial. Ellos son culturalmente cercano a los ingleses, allí encontrarán conocimientos, tienen la sensación de que siempre podrán arreglárselas en Inglaterra porque, durante mucho tiempo, allí no hacían falta papeles para trabajar. »

No cambiarán de opinión. No cambiamos de opinión a 30 kilómetros de la meta. Están convencidos, a pesar de todo lo que se les pueda decir, de que conseguirán cruzar.

Bruno Champion, otro voluntario de la comisión de comunicación de Itinérance

“Efecto bola de nieve hacia Irlanda”

Al día siguiente del anuncio de la aprobación de esta ley, el reacciones Los voluntarios manchegos fueron unánimes.

Ira, disgusto y desaprobación. A pesar de una tasa de crecimiento que aumentará más del 8% en 2022, Ruanda sigue viendo cómo su población huye a otros países más pobres, señala Louis Gastebois, portavoz del Colectivo 50 por los derechos de los extranjeros.

Acoger a los inmigrantes “reubicados” en Ruanda, a través de un acuerdo establecido por cinco años le reportará decenas de millones de euros. “Aceptará el dinero que le prometieron los ingleses, pero enviará a los inmigrantes a los países vecinos, como Uganda…”, proyecta quien también denuncia un tufillo a colonialismo.

Este proyecto de ley, rechazado por el Tribunal Supremo británico en noviembre de 2023, ya había sido objeto de una reflexión conjunta entre las asociaciones que prestan asistencia a los inmigrantes en el Canal de la Mancha.

Si el texto permite al gobierno británico ignorar las medidas del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), e incluso si el Primer Ministro Rishi Sunak ha afirmado que no dudaría en dejar al Reino Unido unido ante el TEDH si fuera necesario, los manchois Los voluntarios nos recuerdan que no podemos ignorar el derecho internacional.

La víspera de la votación de la Cámara de los Lores, otro naufragio en el Canal de la Mancha dejó al menos cinco muertos, entre ellos un niño de cuatro años. Londres espera que su nueva política de expulsión hacia Ruanda disuada a los candidatos a cruzar.

miércoles 1ejem En mayo de 2024, 711 inmigrantes, la mayoría de ellos afganos, habían llegado a Inglaterra. A registro Sólo para el año 2024, el mismo día fracasaron el cruce de otras 400 personas.

También estamos viendo un efecto de bola de nieve, ya que ahora hay un nuevo movimiento de inmigrantes de Inglaterra a Irlanda que buscan escapar de la deportación a Ruanda. Y lo vemos incluso aquí en Cherburgo con la multiplicación de las conexiones con Irlanda.

Martine Côte-Colisson

“En el Canal, quienes intentan cruzar son los de la “jungla” de Cherburgo, aunque cada vez es más complicado debido a la nuevos desarrollosrejas y alambres de púas instalados en el puerto”, describen los integrantes del Colectivo.

Incluso si logran pasar, la policía de fronteras los detiene o corren el riesgo de ahogarse… Intentamos convencerlos de que no vayan a solicitar asilo al Reino Unido sino que lo hagan aquí, en Francia. Cualquiera que sea el medio propuesto, quienes quieren aprobarlo lo hacen, insisten en ello.

Luis Gastebois

Un sentimiento de impotencia

En la sala común del centro de día Itinérance, a la hora de la merienda, varios afganos se reúnen en torno a un té con leche y algunos pasteles.

Z. vive en la “jungla” de Cherburgo. Al llegar aquí no hace mucho, también se enteró de la nueva ley británica. Su objetivo sigue siendo Inglaterra, cueste lo que cueste.

A su lado, S., presente en la ciudad portuaria desde hace varios años, ve las cosas de otra manera y ya no excluye quedarse en Francia. Pero todo menos Afganistán… y ahora Ruanda. “No sabemos nada sobre Ruanda”, responde Z. “¿Qué vamos a hacer allí aparte de que nos maten o regresar a Inglaterra?” »

“Para los británicos, es una forma de criminalizar y subcontratar la gestión migratoria, denuncian conjuntamente Martine Cote-Colisson y Bruno Champion. No resuelve ningún problema, aparece en un contexto electoral para ellos. No se reflexiona sobre una acogida digna de las personas, sobre su integración, sobre lo que aportan administrativa y culturalmente a una sociedad. En Francia tampoco lo consideramos un hecho humano ni una oportunidad. Contrariamente a la creencia popular, los inmigrantes no nos cuestan nada. Por el contrario, cuando pesamos la balanza, su presencia nos reporta “un 1% más en impuestos y demás de lo que cuestan sus primeros auxilios”.

EL Asociaciones humanitarias admitirlos incapacidad. “No podemos hacer mucho”, lamentan los miembros del Colectivo Manchois, “excepto pedir a los parlamentarios que intervengan ante el gobierno. »

EL miércoles 10 de abril de 2024, el Parlamento Europeo adoptó un pacto sobre migración y asilo. “Aquí también”, comentan los voluntarios, “estamos dispuestos a pagar para que se mantenga a los inmigrantes fuera de Europa. »

“Italia ha firmado un acuerdo con Albania para enviar a sus inmigrantes”, recuerdan los voluntarios de Itinérance. Lo que están haciendo los británicos a gran escala es lo que está haciendo Frontex con el pacto sobre migración y asilo, ya está sucediendo en Europa. Se ha derrumbado un dique en la Cámara de los Lores, pero también es un reflejo de lo que está sucediendo en Europa, donde poco a poco estamos abandonando los derechos de los inmigrantes. Y es una pena cuando sabemos que los británicos estuvieron entre los primeros en ratificar la Convención de Ginebra sobre el Estatuto de los Refugiados en 1954”.

Ludivine LANIEPCE y Géraldine LEBOURGEOIS

Sigue todas las novedades de tus ciudades y medios favoritos suscribiéndote a Mon -.

-

PREV Cartel de la exposición Naturalezas Urbanas en el Pavillon de l’Arsenal
NEXT El pronóstico del tiempo para el lunes 6 de mayo de 2024 en Évron y sus alrededores