Saint-Julien-Chapteuil gana la Copa femenina de Alto Loira al final del suspenso contra Puy Foot

-

El domingo 19 de mayo, Saint-Julien-Chapteuil (R2) y Le Puy Foot (D1) no pudieron decidir entre ellos en la final, al final del tiempo reglamentario. Las Capitoliennes acabaron triunfando tras una interminable tanda de penaltis (0-0, 5, 4), para ofrecerse una nueva Copa Femenina de Alto Loira, en el césped de Bas-en-Basset.

La final de la Copa de Alto Loira femenina ofreció un enfrentamiento muy clásico entre Le Puy Foot y Saint-Julien-Chapteuil, dos grandes habituales en esta fase de la competición. Cuartos en la Regional 2, los Capitoliennes eran ligeramente favoritos frente a los Ponotes, campeones del Distrito. El Olímpico logró mantener su lugar, pero la coronación tardó mucho en concretarse, ya que hubo que pasar por la tanda de penaltis.Se libraron los duelos. Foto Lucas Jacquet

Sin embargo, los residentes de R2 habían intentado forzar la decisión mucho antes. Pero se encontraron con una portera sólida de Ponote, como Noélie Defay, que perdió su duelo contra la portería, poco antes del descanso. Si Saint-Julien dominó en general, en términos de posesión y ocupación, sus jugadores también mostraron torpeza. El disparo desviado de Elisa Katuszynski desde seis metros en el minuto 63, con la portería abierta, fue la perfecta ilustración de ello.Saint-Julien tuvo oportunidades de marcar en el tiempo reglamentario. Foto Lucas Jacquet

Le Puy aguantó antes de caer en los penaltis

Pero Le Puy tuvo el mérito de resistir bien, a pesar de no poder controlarlo mejor. Los Ponotes incluso podrían haber dado la sorpresa, con un poco más de eficacia, en sus raras ocasiones claras. Tras una buena secuencia, Laurie Romanelli falló por muy poco en el tiempo añadido del primer acto. Mientras que a su compañero, Luna Terras, le negaron lógicamente su gol por fuera de juego, en el minuto 58.781ae4e937.jpgLos Ponotes (en azul) resistieron bien. Foto Lucas Jacquet

Al final de los 90 minutos, mientras la lluvia aumentaba en intensidad, nos tocó pasar por la tanda de penales. Un ejercicio que duró más de lo esperado, ya que hubo que repetir muchos intentos. Los árbitros consideraron que las actitudes de los porteros fueron ilegales. Finalmente, las Capitoliennes acabaron triunfando (0-0, 5 tab 4), tras la tercera parada de Mathilde Bonneau.d8cf022975.jpgLa explosión de alegría en la parada decisiva de Saint-Julien. Foto Lucas Jacquet

Los rojinegros dejaron entonces estallar su alegría. El técnico Sébastien Ribeyron se mostró triunfante. En el último, fue ampliamente celebrado y casi le robó el espectáculo al trofeo.24f67a7f8b.jpgEl trofeo fue entregado por el presidente del distrito, Raymond Fournel. Foto Lucas Jacquet

Lucas Jaquet

#French

-

PREV Cánceres infantiles misteriosos: en Eure, una asociación pondrá en marcha pruebas sobre la calidad del agua
NEXT Aparcamiento en Yverdon: un compromiso para contrarrestar la iniciativa