Elecciones presidenciales en Sudáfrica: se requieren nuevas estrategias y dinámicas regionales | APAnoticias

Elecciones presidenciales en Sudáfrica: se requieren nuevas estrategias y dinámicas regionales | APAnoticias
Elecciones presidenciales en Sudáfrica: se requieren nuevas estrategias y dinámicas regionales | APAnoticias
-

A medida que se acercan las elecciones generales del 29 de mayo, Sudáfrica se encuentra en una encrucijada: la dinámica regional, el surgimiento de nuevos partidos políticos y las realidades socioeconómicas probablemente influirán en los resultados sin precedentes.

Cada una de las distintas provincias de Sudáfrica presenta un panorama electoral único. Cada una de las tres provincias principales –KwaZulu-Natal (KZN), Cabo Occidental y Gauteng– tiene cuestiones locales y dinámicas regionales que desempeñan un papel importante a la hora de determinar las preferencias de los votantes.

KZN ha sido hasta ahora un bastión del Congreso Nacional Africano (ANC) y del Partido de la Libertad Inkatha (IFP), pero la entrada del partido uMkhonto weSizwe (MK), liderado por Jacob Zuma, amenaza esta hegemonía.

Si MK obtiene una proporción significativa de los votos, podría debilitar el control del ANC en esta provincia.

El atractivo personal de Zuma sigue siendo fuerte en KZN y su ruptura con el ANC para formar MK ha resonado entre algunos votantes que comparten sus quejas sobre la forma en que fue destituido de su cargo y el liderazgo general del país.

Es probable que los votantes que se sientan decepcionados por el ANC o el IFP encuentren una alternativa en MK, lo que generará un entorno electoral más competitivo.

Los mensajes del partido se basan en sentimientos relacionados con el orgullo cultural y el empoderamiento local, que podrían influir en los votantes.

Los analistas dicen que se espera que la diversidad de la población de KZN, incluidas las comunidades dominantes de habla zulú, desempeñe un papel crucial. La capacidad de los candidatos para relacionarse con identidades culturales y étnicas será fundamental.

La situación del ANC no se ha visto favorecida por sus divisiones internas y escándalos de corrupción en KZN y otras partes del país. Estas dificultades allanaron el camino para MK y otros partidos.

En Cabo Occidental, se espera que la principal oposición, la Alianza Democrática (DA), continúe su dominio, con su énfasis en la gobernanza, la prestación de servicios y la oposición a las políticas del ANC resonando entre los votantes de la provincia.

El ANC se enfrenta a una batalla cuesta arriba en el Cabo Occidental debido a razones históricas y desacuerdos políticos. Sin embargo, el partido gobernante espera ganar terreno en la provincia haciendo hincapié en la justicia social y la inclusión.

Los partidos de oposición más pequeños, como el Partido Bueno, también desafían el dominio del DA en la provincia del Cabo Occidental, su postura anticorrupción y su llamado a las comunidades marginadas para alterar el status quo.

En la provincia de Gauteng, el corazón económico de Sudáfrica y sede de Johannesburgo y Pretoria, las cuestiones económicas, la creación de empleo y el desarrollo de infraestructuras están en el centro de las preocupaciones.

Mientras Sudáfrica enfrenta un alto desempleo, escasez de energía y una marcada desigualdad, las experiencias y frustraciones de los votantes podrían influir en el voto en la provincia de Gauteng y otras partes del país.

Las zonas urbanas de Gauteng se inclinan hacia la DA y la EFF, mientras que las zonas rurales suelen apoyar al ANC. Superar esta división será esencial para todas las partes.

Gauteng también tiene una gran población juvenil y se espera que ganen popularidad los partidos políticos que abordan el desempleo juvenil, la educación y la vivienda.

Dado que es probable que ningún partido obtenga la mayoría absoluta en la provincia, se espera que las negociaciones de coalición entre los partidos determinen el gobierno provincial.

Estas tres provincias son representativas de la diversidad demográfica, el patrimonio histórico y las prioridades políticas de Sudáfrica.

Se espera que la interacción entre las estrategias de los partidos, los sentimientos de los votantes y los matices regionales dé forma al resultado de las elecciones en cada provincia y, en última instancia, afecte la situación nacional.

El resultado de la votación del 29 de mayo dirá mucho sobre la evolución de la identidad y las aspiraciones de la democracia sudafricana.

JN/lb/ac/APA

-

PREV En Bruselas, los estudiantes propalestinos se oponen a celebrar un debate con Elie Banavi
NEXT Ataque yihadista de madrugada en el distrito de Macomia, la población huye al bosque