Israel: Paz, una dulce ilusión

Israel: Paz, una dulce ilusión
Israel: Paz, una dulce ilusión
-

La creación de un Estado palestino, con Jerusalén Oriental como capital, parece ser la única manera de garantizar la estabilidad en la región. Esta solución, defendida durante mucho tiempo por la comunidad internacional, sigue siendo la forma más realista de poner fin a un conflicto que ha durado demasiado. El discurso pronunciado el pasado sábado por el rey Mohammed VI a los participantes en la XV Conferencia Cumbre de la Organización de Cooperación Islámica (OCI) en Banjul, Gambia, va en esta dirección.

El Soberano, como Presidente del Comité Al-Quds, no sólo apoya inquebrantablemente la causa palestina, sino que también encarna el liderazgo regional en la búsqueda de una solución pacífica a este conflicto. Por eso subraya la urgencia de una acción concertada para poner fin a la agresión contra Gaza y promover la paz en la región, al tiempo que insta a “la creación de condiciones favorables para relanzar un verdadero proceso de paz, que conduzca a un acuerdo internacional de dos Estados solución.

Y el Rey añadió que “(…) el discurso sobre el futuro de la Franja de Gaza sólo es coherente si cesan las hostilidades y se alivia el sufrimiento del pueblo palestino. De hecho, la Franja de Gaza es parte integral de los territorios palestinos unificados y, por lo tanto, constituye un asunto palestino. Por lo tanto, de acuerdo con la visión de la solución de dos Estados y de conformidad con las resoluciones internacionales pertinentes, debe vivir en paz y disfrutar de independencia.

Sin embargo, el camino hacia la paz se ve obstaculizado por la intransigencia del Primer Ministro israelí, Benjamín Netanyahu. Su obstinada negativa a considerar seriamente una solución de dos Estados demuestra una voluntad política basada en la represión más que en la “reconciliación”. Las consecuencias de esta política son devastadoras, con una escalada de violencia que deja miles de muertos y heridos, principalmente del lado palestino. Las imágenes desgarradoras de civiles inocentes muertos en ataques indiscriminados alimentan la ira y tienden a enterrar cualquier perspectiva de paz.

Especialmente porque profundizan las divisiones políticas y las rivalidades históricas entre israelíes y palestinos. Además, los intereses geopolíticos regionales e internacionales, así como los desacuerdos actuales sobre cuestiones como las fronteras, los asentamientos y el estatus de Jerusalén, añaden una dimensión compleja a la búsqueda de una solución duradera. De ahí esta observación: la paz entre Israel y Palestina sigue siendo una ilusión.

D. Guillermo

Artículos que podrían interesarte

sábado 4 de mayo de 2024

XV Cumbre de la OCI: El Rey pide el fin inmediato de la agresión contra Gaza

jueves 2 de mayo de 2024

ONU: El coste de la reconstrucción de Gaza se estima entre 30 y 40 mil millones de dólares

domingo 28 de abril de 2024

Gaza: el Ministerio de Salud de Hamás anuncia un nuevo número de muertos de 34.454

-

PREV “Se necesita el doble de esfuerzo”
NEXT Castraciones filmadas, testículos cocinados: un hombre condenado a cadena perpetua por “carnicería humana”