Eurovisión superada por la guerra de Gaza con la participación de Israel en la final | TV5MONDE

Eurovisión superada por la guerra de Gaza con la participación de Israel en la final | TV5MONDE
Eurovisión superada por la guerra de Gaza con la participación de Israel en la final | TV5MONDE
-

La final del concurso de canciones de Eurovisión se desarrolla el sábado en Malmö, Suecia, en un contexto de tensión agudizado por la participación del candidato israelí, en plena guerra en Gaza.

Llegaron refuerzos policiales de todo el país escandinavo, pero también de Dinamarca y Noruega, para garantizar la seguridad del evento, al que se esperan cerca de 100.000 aficionados de 90 países.

La policía calcula que hasta 20.000 personas podrían manifestarse durante la jornada contra la participación israelí en esta localidad del sur de Suecia, que cuenta con la mayor comunidad de origen palestino del país.

La joven cantante israelí Eden Golan, de 20 años, consiguió el jueves por la noche su billete para la final con la canción “Hurricane”, cuya versión inicial tuvo que ser modificada porque se consideraba que aludía al ataque de Hamás que ensangrentó a Israel el pasado mes de octubre. 7.

En total, veintiséis países competirán el sábado para suceder a Suecia como ganadora de esta competición que en 2023 fue seguida por 162 millones de espectadores.

Llamados al boicot

La Unión Europea de Radiodifusión (UER), que supervisa este brillante evento musical, confirmó la participación de Eden Golan en marzo a pesar de las críticas.

Más recientemente, nueve de los participantes, siete de los cuales están en la final, pidieron un alto el fuego duradero en Gaza, donde Israel está aumentando sus ataques.

Israel participa en Eurovisión desde 1973, que ganó por cuarta vez en 2018. “Es realmente un honor estar aquí (…) para presentarnos con orgullo”, se alegró el jueves el candidato israelí que compareció el sábado por la mañana en. segundo lugar entre los favoritos detrás de Croacia.

Antes de la semifinal, el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, consideró que Eden Golan “ya había ganado”, saludándola en un mensaje por vídeo por haber “enfrentado con éxito una horrible ola de antisemitismo”.

Vendredi, le parti d’extrême gauche espagnol Sumar – dont la dirigeante Yolanda Diaz est numéro trois du gouvernement – a lancé une pétition pour demander l’exclusion d’Israël de la finale “au moment où ses troupes exterminent le peuple palestinien et détruisent toute la región”.

Berlín respondió juzgando que “los llamamientos a boicotear la participación de artistas israelíes” eran “totalmente inaceptables”, y París subrayó por su parte que “la política no tiene lugar en Eurovisión”.

Neutralidad

Pero la neutralidad reclamada por la UER está siendo sacudida como nunca antes.

El martes, el cantante sueco Eric Saade apareció con el brazo ceñido por una keffiyeh palestina. Y el viernes, el representante de los Países Bajos, Joost Klein, que había expresado su desacuerdo el jueves por la tarde con ser colocado junto al candidato israelí, fue privado de un ensayo general.

Los sindicatos de la cadena de televisión pública flamenca VRT interrumpieron brevemente la emisión el jueves por la noche para emitir un mensaje condenando las “violaciones de los derechos humanos por parte del Estado de Israel”.

Un gesto que lamentó la UER, que el año pasado prohibió al presidente ucraniano, Volodymyr Zelensky, hablar durante la competición, en nombre de la neutralidad política.

Este año, el conflicto en Ucrania se ha visto ensombrecido por la guerra en Gaza, desencadenada por el ataque del movimiento islamista palestino, que dejó más de 1.170 muertos, según un informe de la AFP basado en datos oficiales israelíes.

En respuesta, el ejército israelí lanzó una ofensiva en Gaza, que ha dejado hasta el momento 34.943 muertos, según el Ministerio de Salud de Hamás.

El jueves, casi 12.000 personas, entre ellas la activista climática Greta Thunberg, ya se habían manifestado en Malmö contra la participación de Israel.

“No hay amenaza”

Para Sally Sadler, una fan británica, estas reuniones ensombrecen “un poco” la fiesta. “Se trata de unidad y música. Estamos todos aquí juntos, todas las naciones, por amor y no por odio”.

En el recinto está prohibida cualquier bandera distinta a la de los participantes, así como pancartas con mensaje político.

“Creo que todos están a salvo”, dijo Eden Golan en una conferencia de prensa. La policía sueca aseguró que “no hubo ninguna amenaza dirigida contra Eurovisión”. El verano pasado, Suecia elevó su nivel de alerta terrorista tras los actos de profanación del Corán.

En cuanto a las festividades, la edición 2024 ofrece una amplia gama de géneros musicales, desde baladas hasta electro. Malmö, la tercera ciudad de Suecia, espera ofrecer a los aficionados “el mejor momento de sus vidas”, como cantaba Abba, que dio al país la corona de Eurovisión hace medio siglo.

Este año muchas canciones “tratan sobre la salud mental; muchos artistas jóvenes dicen que no se sienten bien y luchan con su identidad”, como es el caso de Nemo (Suiza), explica Andreas Önnefors, especialista en competiciones.

Eden Golan aseguró que su canción “Huracán” hablaba “de una joven que está pasando por sus propios problemas, sus propias emociones”.

-

PREV ¡Las autoridades fiscales también están vigilando tus cartas Pokémon!
NEXT Podrías hacer un crucero con Guylaine Tremblay y Marie-Claude Barrette